Crema para arrugas

Tienes toda la vida escuchando que necesitas aplicarte crema para arrugas y aunque prometiste que no las usarías, cumples los 30 y te das cuenta que es momento que le hagas caso a tu abuela y comiences a cuidarte.

La aparición de las arrugas es un proceso natural del envejecimiento de la piel. Cuando reímos o fruncimos la cara, entre otros movimientos, comienzan a marcarse las líneas de expresión que más adelante se convierten en arrugas. Conoce cuál es la mejor manera de atender tu cutis y qué crema para evitar las arrugas debes usar.

Crema-para-quitar-arrugas

Crema para arrugas comercial

Si tienes la oportunidad de revisar y escoger algunas opciones comerciales, sabemos que hay muchísimas: ve por productos que tengan colágeno, ya que esta molécula es la que se encarga de darle tenacidad a tu piel. Aplicarla en ampollas o cremas es una manera de ayudar a devolverle la firmeza a tu órgano. Además, previene la flacidez, por lo que evitarás que aparezcan más arrugas.

En el mercado puedes adquirir cremas con componentes comprobados para eliminar las arrugas. Compra una crema que combine algunos ingredientes con efecto lifting, como retinol, kinetina y coenzima Q10. No olvides buscar entre la lista a los antioxidantes: estos trabajan para eliminar los agentes tóxicos del exterior.

También debes estar pendiente de adquirir una crema con sustancias del mar, como las algas marinas. Este último ingrediente es lo más efectivo para devolverle a tu piel un aspecto joven, brilloso y la tenacidad propia de los primeros años.

Por su parte, una buena de idea para asegurarte el éxito con tu tratamiento es preguntándole a tus amigas qué es lo que les ha servido. Aunque cada piel varía, son muy valiosas sus experiencias con cremas para arrugas ¡No las subestimes!

Debes hacer esto sin olvidar que es necesario que busques la guía de un experto en la materia: no dudes visitar a un dermatólogo que te indique cuál crema que mejor le va a tu tipo de piel, te actualice con respecto a lo que se está usando y además te dé algunos consejos profesionales.

Tratamiento para arrugas

A su vez, debes recordar que para ver cambios tienes que cumplir con la rutina de belleza más conocida y repetida desde los tiempos de los egipcios. Son tres pasos: la limpieza, la exfoliación y la hidratación tu piel. De lo contrario, no verás resultados por más que compres la crema más cara de los estantes.

Otra de las actividades que debes iniciar para eliminar la aparición de arrugas es el ejercicio físico. Las investigaciones comprobaron que la actividad física mejora nuestro bienestar y repercute en la regeneración de nuestra piel. Hacer yoga, Pilates, correr o caminar tres veces a la semana, son algunas de las actividades para revertir los signos de envejecimiento.

Cómo hacer una crema natural para arrugas

A veces, nos volvemos supersticiosas con el tema de comprar la última crema y olvidamos que tenemos en nuestra cocina los mejores aliados para devolvernos la juventud. Si todavía no te has atrevido a hacer algo en tu casa, toma nota de las siguientes recetas que, además de ser fáciles, le darán un vuelco favorable a tu cutis:

1. Crema de yogurt

Mezcla ½ cucharita de miel con 2 de yogurt natural y ½ cucharadita de jugo de limón. Después, agrega 2 cápsulas de vitamina E. Aplícala por 15 minutos y retira con abundante agua.

Esta crema no es nada nuevo, ya que es un truco que ha venido de generación en generación con las mujeres. La vitamina E es lo que necesitas para producir más colágeno, mientras que el yogurt y la miel te humectan el cutis, previniendo la aparición de arrugas.

2. Crema de leche

Mezcla ½ cucharada de leche entera con 1 cucharada de miel. Aplica en la cara con un masaje, haciendo hincapié en las zonas donde tengas más arrugas o donde creas que aparecerán, como la cercanía de ojos, la boca y la frente. Luego, retira después de 15 minutos.

La crema aumenta la elasticidad por los efectos de la miel, mientras que la producción de colágeno lo logra el ácido láctico de la leche. La miel tiene componentes humectantes, lo que significa que puede impregnar y retener la humedad en la piel, y aumenta la elasticidad de la piel, mientras que reduce la aparición de arrugas.

3. Crema de huevo

Toma la yema de 3 huevos y mezcla hasta formar espuma. Aplica en tu rostro poco a poco y deja que se seque entre aproximadamente 20 o 30 minutos. Evita hacer movimientos con tu cara cuando esté esperando que se seque la mascarilla. Luego, retira con abundante agua.

Esta receta es una de las opciones naturales más usadas para “borrar” arrugas por un tiempo. Por ello, tanto las modelos como las actrices lo usan para eventos especiales. El resultado de esta crema para arrugas casera te sorprenderá, ya que conseguirás una piel más tensa, firme y humectada.

4. Crema de avena

Mezcla ½ taza de avena, 1 cucharada de miel, 1 de aguacate y 1 de arcilla rosa. Después, agrega 1 gota de aceite de lavanda o de rosa; Luego úntale agua y aplica en tu cara y cuello, dejando la crema por 20 minutos y por último, quita con agua tibia.

5. Crema para arrugas en los ojos

Debes calentar por 15 minutos en el microondas o en baño de María 1 taza de aceite de coco, 1 cápsula de vitamina E y 2 gotas de aceite esencial de lavanda. Luego, coloca la mezcla en el refrigerador como mínimo una hora, para que quede una crema sólida. Puedes usarla las veces que lo desees para evitar la aparición de arrugas en los contornos de los ojos.

Consejos para evitar las arrugas

Sabemos que todas envejeceremos, pero hay muchísimos trucos para retrasar la aparición de las arrugas. Todavía estas a tiempo de frenar este proceso natural y para eso, te damos algunos consejos:

1. Estar pendiente de revisar tu vista

Cuando tenemos dificultades para ver, es muy fácil que hagamos esfuerzos con nuestra cara para ver mejor o leer desde lejos. Cuida tus ojos para evitar las líneas que nacen por los gestos que haces con frecuencia, que son conocidos como líneas de expresión.

2. Usar protector solar y otros elementos para evitar el sol

Sabemos que el sol envejece la piel, por eso es vital que usemos protector solar. También tendemos a fruncir el ceño para soportar el efecto de los rayos solares. El uso de lentes, sombreros o gorras cuando vayas al aire libre es fundamental para evitar las arrugas.

3. Cuida tus dientes

La caída de la dentadura es una de las situaciones que les da aspecto envejecido a las personas adultas. ¿Qué es lo que sucede? Cuando nos faltan dientes, queda un vacío en la boca; entonces los músculos pierden el contacto y la tonicidad por no haber presión o esfuerzo, y esto produce las odiadas arrugas.

Para evitar que pierdas dientes o tener complicaciones dentales, visita a un odontólogo con regularidad.

4. Deja el cigarrillo

Sabemos que es difícil, pero quizás llegó el momento de dejar de una vez por todas al cigarro. Los vicios, como fumar o beber alcohol con frecuencia, envejecen a nuestra piel y facilita la aparición de las arrugas.

5. Duerme para ser más joven

Durante el descanso, nuestros órganos y sistemas se estabilizan, y además, se dan todos los procesos de regeneración, tanto de tus músculos como de los tejidos.

Los últimos estudios sobre el tema apuntan que el adulto debería dormir desde 10 a 12 horas, repartidas durante el día. Como sabemos que es imposible, la recomendación es tratar de dormir las 8 horas para descansar tu cuerpo.

Conclusión

Una crema casera para evitar y reducir las arrugas es una opción fácil y asequible como hábito de belleza.

Mantener los niveles altos de colágeno, permite darle mayor elasticidad y firmeza a tu piel. Esta proteína esencial comienza a disminuir cuando envejecemos; por eso, darle a tu cuerpo colágeno es una buena estrategia. Come más gelatinas y embutidos o agrega un suplemento con pastillas de colágeno en tu plan de alimentación.

Así mismo, se recomienda iniciar un tratamiento, siempre con la guía de un experto. Cuando apliques una nueva crema, es mejor que estés pendiente de la reacción de tu piel y, ante cualquier cambio, déjala de usar y busca ayuda profesional.

¿Y tu qué opinas?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *